Historia del FMCN

Como se expresa en los estatutos de la organización, desde su constitución en 1994, el Fondo Mixto de Cultura de Nariño se fundó desde la amplia mirada de la cultura, en tanto dimensión del desarrollo humano, superando la limitada mirada que reduce lo cultural solamente a las expresiones artísticas. La perspectiva de la Cultura como dimensión del desarrollo, se refiere a las distintas maneras de ser y habitar el mundo. Desde esta apropiación, el Fondo Mixto de Cultura de Nariño, ha impulsado la participación ciudadana, la autonomía de los actores territoriales, la formación de nuevos actores político y la generación de escenarios comunicativos para la mediación de nuevas dinámicas regionales que conduzcan a la construcción social de la paz. Entre 1999 y 2007, se formó parte de la Mesa Diocesana de Vida, Justicia y Paz de la Diócesis de Pasto, reafirmando el compromiso institucional por participar de iniciativas de paz generadas desde la propia región. Se cuenta con los antecedentes de proyectos como la constitución de la Red de Comunicación Ciudadana de las Organizaciones Sociales vinculadas al II Laboratorio de Paz (2005 – 2007)  que articuló a 14 colectivos de comunicación local a través del ejercicio de formación, investigación y producción de contenidos para fomentar procesos municipales que contribuyeran a la construcción de Paz desde la cultura y la comunicación. Desde 2004 el proyecto “Radios Ciudadanas: espacios para la democracia” se configuró como uno de las más significativas experiencias de comunicación al servicio de la generación de franjas de información, opinión y participación local con mirada global. Esta experiencia fue llevada años más adelante en la segunda etapa del II Laboratorio de Paz, con el proceso de “Pa-labrar” (2007 – 2009), a través del cual se implementaron 6 franjas radiales locales para la conformación de agendas temáticas regionales. 

La articulación que permitió la llegada del programa Art-Redes del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo PNUD, impulsó junto a varias organizaciones sociales e instituciones de la región, la conformación y consolidación de la Alianza Permanente para la Comunicación y la Cultura que dejó como legado la firma de la política pública de comunicación originada desde el Plan Decenal de Comunicación y Cultura de Nariño. Desde esta experiencia, se acompañó la implementación de la Escuela de Liderazgo Juvenil Adelante Nariño con las y los jóvenes adelante, escenario educativo para el diseño de la Política Pública departamental de Adolescencia y Juventud. La experiencia acumulada y la dinámica social alcanzada, permitió que en 2011 se conformara la “Alianza por la transparencia y calidad de la democracia Nariño Decide” que se constituyó en una fuerza de movilización ciudadana, en un ejercicio de formación para candidatas y candidatos, en espacio para el diálogo, la socialización de los programas y proyectos, y posteriormente en un ejercicio de control ciudadano desde la experiencia de “Nariño Visible” para la información y socialización de a agenda de los parlamentarios nariñenses en el Congreso de la República, de la Asamblea Departamental de Nariño y el Concejo Municipal de Pasto. Estas dinámicas han contado con el apoyo de agentes de cooperación internacional como la Unión Europea, el Ministerio de Cultura de Colombia, el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo, la Agencia Española para la Cooperación Internacional, los programas ARD y ADAM de la Agencia de Estados Unidos para la Cooperación USAID, así como con la sumatoria de recursos económicos y el talento humano del departamento.